Drown and lost || PV Aleister || +18

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Drown and lost || PV Aleister || +18

Mensaje por Tori el Mar Mar 22, 2016 10:59 pm



Drown and Lost

Mirador || 7 pm || Domingo
Tema privado con Aleister Kügler



Otro día más en una monótona vida. Una y otra vez lo mismo. Las secuencias se repiten mientras que el protagonista se aburre tras la ventana sentado en una vieja silla. Mira los pájaros pasar, emigrar a otro lugar, ve su vida pasar a través de un roto frasco de cristal. No puede hacer, no puede resolver la incógnita de su vida, no puede saber porque esta ahí, porque a él y solo a él le ocurre eso mientras que los demás siguen adelante sean cueles sean sus problemas. Entonces porque el no puede? No puede crecer y seguir adelante como los adultos. Pero que es crecer? A quien debería preguntarle? No puede responder. Es porque sigue siendo un niño? Entonces porque esta implicado en el mundo de los adultos? No lo entiende. Ni si quiera el gato que todos los días le sigue hasta la escuela lo entiende.

El joven chico abrió sus ojos a la realidad en aquella oscura y gris habitación. Se removió un poco y de nuevo volvió a tapar su cuerpo con las sabanas sin querer despertar a la realidad. Sus ojos volvieron a cerrarse mientras que sus nulos pensamientos llenaron su mente de mas vacío, de más nada que no tenía contestación.
Suspiró con fuerza y a pesar de su insistencia por permanecer en el calor y seguridad de su cuarto se instó a levantarse y asearse un poco para empezar un nuevo día que ya casi se desvanecía.

El atardecer se mostraba al otro lado de su empañada ventana, era el momento justo para ir al club y prestar un día mas su servicios a adultos ricos que solo querían su cuerpo pero que jamás llegaban a conseguir. Era un cuerpo bonito que se podía ver y tocar con moderación, pero que fácilmente podía romperse por lo que todo se quedaba en eso. Nada.

Acabó por vestirse y salió de su cuarto ya perfectamente preparado para ir a aquel infernal sitio. Recogió sus cosas y sin avisar a nadie, pues a aquellos horas todos estaban fuera del hogar, salió sin dar explicaciones.
Caminó durante largo rato pues aquel lugar no quedaba precisamente cerca de su casa, pero aun así aun no quería ir al Luxury's, por lo que se desvió de su camino habitual como la intrépida caperucita roja y se dirigió hacia las afueras de aquella gran isla.
Tuvo que caminar aun más que de costumbre, pero poco le importaba, aquella tarde sus ganas de ser pasado de unas manos a otras disminuía enormemente, queriendo llegar incluso a cancelar por esa noche su cita con aquel antro de pecado.

Sin pensarlo de un salto se subió a la amplia barandilla de piedra del mirador y miró aquel basto paisaje que se extendía bajo sus pies, era una maravilla. Sonrió y pensó que volar sería una experiencia increíble. Cuando podría vivirla él? Aun, a diferencia de todos los de su familia, no podía usar sus poderes, ni si quiera mostrar aquellas alas ocultas en su endoesqueleto. Era realmente molesto para el chico que solo pensaba en tirarse desde allí y poder volar libremente por el cielo azul dirigiéndose a donde el deseara sin tener que volver a aquel asqueroso lugar que muchos llamaban hogar. Solo quería lanzarse desde ahí y sentir la adrenalina de casi chocar contra el suelo y en el último segundo abrir sus alas subiendo con las fuertes ráfagas de aire, junto a las nubes, la infinita bóveda celeste.

Quien pudiera…
Estaba claro que él no.

Y si en vez de volar solo se tiraba y se estampaba contra el suelo? Y si nunca podía volar? Que sentido tenía aquello si no podía volar? No tenía nada salvo la esperanza aquella de dejar todo atrás volando. Bueno, solo el amor que su hermano parecía demostrarle, pero incluso el joven sabía que aquel sentimiento se acabaría transformando en un arma letal. Por eso nada debía de importarle. Mucho menos su deber escolar que hacía años había dejado atrás sin que nadie se diera cuenta y aun así, aunque pareciera un mal estudiante, un analfabeto por dejar sus estudios, podía comprender muchas cosas que ni si quiera debería saber. De nuevo el mundo de los adultos donde estaba involucrado de lleno haciendo que su monótona vida continuara siendo monótona, sin personalidad, sin ninguna clase de satisfacción, solo vivía, continuaba adelante para poder sobrevivir y tal vez poder ver un mañana mejor sin dejar de preguntarse porque a veces, no siempre, estaba triste, estaba solo...Más preguntas que nadie podía resolver, igual que las que le hacían en clase que ignoraba por completo.
Puedes leer lo que pone en la pizarra? Puedes resolver la ecuación en el ábaco? Puedes responder esta pregunta? Puedes recitar la fórmula de la relación del área? Puedes aflojar la cuerda alrededor del cuello de ese niño? Esta bien seguir así? Que deberías hacer? Ya no te importa? Porque el bulto dentro de su pecho dice que quieres desaparecer, que quieres morir? Vamos responde! Puedes leer la imaginación de ese niño quien tiño su corazón de negro? Hey, quien fue? Dime quien fue!

Sin querer al perder la concentración el joven resbaló precipitándose por el acantilado comenzando a caer lentamente. Solo pudo sonreír.
Un joven intoxicado por la rutina ocultando su verdadero ser por la arrogancia que se había consumido por completo.

No podía resolver nada.




Última edición por Tori el Dom Abr 10, 2016 9:04 pm, editado 1 vez

Volver arriba Ir abajo

Re: Drown and lost || PV Aleister || +18

Mensaje por Invitado el Vie Mar 25, 2016 5:49 pm

Era domingo por la tarde. Normalmente Aleister, por su condición de vampiro, no solía salir a cazar tan pronto, prefería esperar a que la luna estuviera dominando el cielo. Pero en aquella ocasión decidió variar sus hábitos por dos motivos. El primero, y más urgente, era que hacía muchos días que no se alimentaba, y realmente era en ese momento una necesidad imperiosa conseguir sangre fresca de alguna víctima incauta. El segundo motivo que lo movió a salir de su mansión fue el aburrimiento. Llevaba demasiados días solo trabajando, liderando al clan, yendo a misiones… Necesitaba alejarse de sus subordinados y de sus constantes obligaciones por unas horas. Ser libre. Cazar. Sí, eso era lo que le apremió a salir, a pesar de todo. Por fortuna para él, aquella cálida tarde de verano era levemente nublosa, así que con su habitual capa con capucha negra era más que suficiente para proteger su pálida y sensible piel de los nefastos rayos del astro rey.

Cogió uno de los lujosos autos negros, con cristales tintados, que tenía en el garaje, y se alejó quemando rueda de la mansión. Quería poner cuanta más distancia mejor entre él y su hogar. Así fue como terminó aparcando el auto en las afueras de la isla, en un bosque de espesa vegetación y altos árboles frondosos, donde esperaba poder encontrar algún incauto al que hincarle sus afilados colmillos. No tuvo que esperar demasiado. Al poco de introducirse en el bosque localizó una familia de híbridos de zorro, y persiguió al macho a través del espeso follaje. No es que el híbrido corriera más que él, era imposible, sencillamente estaba jugando con su cena, para no terminar demasiado pronto con la diversión.

Entonces, al pasar cerca del mirador, un curioso aroma penetró en sus fosas nasales – Un cuervo – susurró en voz baja para sí mismo. Aleister sentía una predilección especial hacia ese animal, no solo por su majestuosidad y la oscuridad de su plumaje, sino también por todo lo relativo a su olor, y desde luego al sabor de su sangre. Se le hizo la boca agua de manera inmediata. Olvidando completamente al zorro que perseguía, el líder Kügler se acercó de manera silenciosa al mirador, y espió entre los matorrales. Entonces lo vio. El cuervo estaba de espaldas a él. Por su altura y constitución física no debía tener más de 15 o 16 años. Todo un manjar. De perfil más bien delgado, tenía el pelo alborotado, de color castaño oscuro, o quizás negro. Unas curiosas gafas sobre su testa. Vestía de manera informal – No podía ser más perfecto – dijo de manera casi inaudible, incluso para sí mismo.

Pero en el puto momento en que se disponía a saltarle encima, el muchacho hizo algo del todo inesperado. Saltó al vacío, sin emitir un grito, ni pedir auxilio. Estaba claro que quería perder la vida - ¡Y una mierda! – exclamó el vampiro. Rápidamente, Aleister corrió a toda velocidad hacia el acantilado, se transformó en un enorme perro negro, que parecía hecho de pura oscuridad, y se lanzó a la primera sombra que vio, volviéndose a materializar justo encima del cuerpo del muchacho, que caía a peso hacia una pronta muerte. Lo que más sorprendió al vampiro fue la tranquila sonrisa que había en sus labios ¿Tan patética era su vida que ya no deseaba seguir adelante con ella? Pero no había tiempo para preguntas como esa. El suelo se acercaba de manera urgente hacia ellos. Clavó sus garras en el pecho del chaval, causándole daño seguramente, y aprovechó que pasaban por debajo de un saliente que hacía sombra, para desmaterializarlos a ambos, apareciendo de pronto los dos en el lindar del bosque, justo frente al mirador.


El vampiro volvió a su forma humana habitual, y soltó un - ¡Joder, me cago en la puta! – agarrándose el brazo. Un rayo de sol lo había rozado en su forma canina mientras salvaba al mocoso y ahora en su piel mostraba una fea herida enrojecida y abultada. Si le hubiera pasado en su forma humana, la herida habría sido mucho más leve, y se le habría curado en minutos, pero estando como perro de las sombras, el dolor que sentía era punzante, y tardaría varios días en sanarle. Pero no pensaba dejarse derrotar por eso ni mucho menos. Si algo había aprendido el líder vampiro a lo largo de su niñez era a alimentarse del dolor, volviéndolo un arma a su favor, y no en su contra. Es más, le había puesto la polla dura como una piedra. Entonces se encaró con el muchacho, que seguía aprisionado bajo su cuerpo - ¿Eres idiota o que cojones te pasa a ti? – exclamó sin más. Pero su enfado no era por el intento de suicidio en sí, eso se la traía más bien floja, sino porque había decidido que sería su presa, y nadie NADIE ni la propia presa, podía hacer nada para evitarlo – Mira pequeña urraca, tú vas a ser mi cena de hoy, así que no tienes ningún derecho a quitarte la vida ¿Me has entendido? Te joderás y seguirás en el mundo de los vivos, al menos hasta que me harte de ti y te mate con mis propias manos – tras aquellas lindas palabras, Aleister se tumbó por completo sobre el crío, y le agarró la mandíbula con una mano – Dime, escoria inmunda ¿Cómo te llamas? ¿Sabes quién soy yo? – la sangre de la herida de Aleister goteaba sobre el pecho del chico, manchándole la ropa de rojo carmesí. Entonces él mismo le respondió – Soy tu peor pesadilla – le dijo, sonriendo y mostrándole sus afilados colmillos. De pronto el albino pegó sus labios a los del crío, obligándole a darle un beso no deseado ni consentido, apretándole con fuerza la mandíbula, para que no pudiera escapar.
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Drown and lost || PV Aleister || +18

Mensaje por Tori el Dom Abr 10, 2016 9:37 pm



Drown and Lost

Mirador || 7 pm || Domingo
Tema privado con Aleister Kügler


No era emocionante caer? Lastima que aquella fuera a ser la última vez no? Hiren no iba a ir a salvarle pues ni si quiera sabía que estaba allí, nadie lo sabía y aquello no era una película en la que en el último momento alguien iba corriendo a salvarte tirándose tras de ti por el acantilado. Era nada mas y nada menos que la vida real, una asquerosa vida que le daba completamente igual. Tal vez si moría su vida fuera mejor en la siguiente. Nadie podía saberlo, pero peor que aquella no sería..o si, que haría si no tuviera un Hiren en su vida? Siempre había cosas peores definitivamente.

Pero de golpe un perro hecho de pura oscuridad le agarró con fuerza mas no se quejó pues su rostro era de completa sorpresa y expectación. Acaso lo único que le quería salvar era un perro? No sabía que tuviera tanta afinidad con los animales.
Pero no era nada de eso, no era que el perro le acompañase a la muerte si no que acabó salvándoles. Quien demonios era? El joven no podía estar mas perdido sobre todo cuando el perro se transformó en un joven de ojos rojos y cabellos blancos haciendo que enmudeciera callándose cualquier contestación o pregunta estúpida que pudiera haber dicho si se tratase en verdad de un simple perro mágico.
Más el quejido del otro le hizo reaccionar y mas al ver su herida, un vampiro a plena luz del día? Que hacía allí?-esto…-susurró por lo bajo sin moverse del suelo donde aun estaba sentado sin percatarse aun de su herida debido a la adrenalina que aun recorría todo su cuerpo. Se calló de nuevo cuando le hizo aquella pregunta-pues…-intentó hablar cuando de golpe escuchó al otro decidir que sería su cena-q-que?-se sorprendió de golpe pues el otro casi ni le dejaba a hablar por lo rápido que iba impidiendo que su cerebro acabara de procesar todo.

Iba a darle las gracias y de golpe le saltaba con que iba a ser su cena, no tenía sentida alguno! Si le iba a matar en un primer momento para que narices le había salvado? Él tampoco lo había pedido, aunque al final se hubiera dado cuenta de que no quería abandonar aquella vida y dejar a Hiren solo. El problema era que tal vez por culpa de quien le había salvado también acabaría muerto.

De nuevo el cuervo iba demasiado lento y cuando quiso darse cuenta el vampiro ya estaba sobre él sin dejar de hacerle preguntas. Bien, era el momento de mantener la calma ante todo, pero de nuevo le avasalló con preguntas dejándole congelado mas cuando le tomó del mentón y acabó besando5le con fuerza sin que pudiera cerrar su boca debido a la forma en que apretaba su mentón. Se quejó en silencio intentando apartarle poniendo sus manos sobre el rostro ajeno y luego sus hombros pero era como una roca, inamovible. Era imposible resistirse a aquel ser que le asfixiaba con su beso sin dejarle ir por lo que solo se dejó besar sintiéndose totalmente perdido, pues nadie antes le había besado.
Una vez el otro le dio espacio para respirar tosió con fuerza totalmente sonrojado recuperando el aire que parecía haberle quitado el otro-tsk, pero quien te crees que eres? Acaso crees que con eso de la pesadilla me vas a asustar?-dijo con la mayor fuerza de sus pulmones que en aquel momento era poco haciéndole jadear aun algo fatigado-iba a darte las gracias aunque parece ser que tampoco las necesitas no?-inquirió el joven sin perder de vista aquella penetrante mirada que le ponía realmente nervioso-además después de saber que ahora seré tu alimento y que probablemente muera, no tiene caso si quiera decirte mi nombre y por como voy a morir tampoco es que me interese saber quien eres-se estaba manteniendo demasiado tranquilo a pesar de que su corazón iba realmente deprisa por culpa del beso anterior. Realmente le había puesto nervioso, pero no! Aquello no podía ser! Que mierda le pasaba a ese tío?-suéltame de una maldita vez!-dijo enfadado intentando quitárselo de encima aunque realmente no quería hacerle daño. Porque tenía que haberle salvado? De verdad, se sentía en deuda con él otro pero aquellas confianzas y ser su presa no le interesaba lo más mínimo pues si le mataba el resultado sería el mismo que si no le hubiera salvado.

Se rindió pues por mucho que se moviera no podía ganarle en fuerza, solo le quedaba hacer un trato aunque aquel tipo parecía que haría lo que quisiera Podía tomarlo todo para hacer tratos? Aun así el joven lo intentaría-si te doy mi sangre me dejaras ir?-pensó mejor su trato y rectificó-si te doy todos los días de mi sangre me dejaras marchar? Te daré mi teléfono si eso es lo que quieres e iré donde digas, pero deja de hacer eso…-se sonrojó un poco mas cuando recordó el beso-no quería suicidarme, solo me resbalé y... no se volar-aclaró mirando hacia otro lado siendo sincero-pero si, te debo una, así que ese es mi trato…-reiteró haciendo referencia a lo anterior mencionado-aun no quiero morir-dijo con completa sinceridad mirando los ojos del mayor con determinación esperando que aceptara pues no podía pensar en otra solución posible.



-Abuelita que ojos mas grandes tienes,
+Son para verte mejor.
-Abuelita que dientes mas grandes tienes.
+Son para oírte mejor.
-Abuelita que dientes mas grandes tienes.
+Son para comerte mejor!


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.