Una Noche En La Biblioteca [Priv Benjamin]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Una Noche En La Biblioteca [Priv Benjamin]

Mensaje por Mukami Shiori el Sáb Nov 05, 2016 9:13 am

Para un escritor, sin importar el tiempo que lleve en la industria, los libros que publicara, manuscritos que realizara, o edad que tuviera, la información era algo que debía valorarse por sobre todo, en especial cuando intentaban encontrar algo de inspiración, porque muchas veces la investigación, historia y pequeñas cosas que vean o lean pueden ser la chispa que despierte la mejor obra que nunca antes pudiera publicarse, y para ello no exista nada mejor que la biblioteca, lugar donde ahora se encontraba la heredera de los Mukami, siendo custodiada desde lejos por los sirvientes de la mansión, quienes no se apartaban ni a sol o sombra, porque para bien o mal, eran seres a los cuales su padre –la cabeza de la familia Mukami – les pagaba extra con tal de tenderla completamente sana y salva, solo que esta vez gracias al lugar donde la rubia vampira se encontraba, sumado al motivo de aun mantenerse en ese recinto, intentaban darle un poco de espacio, dejándole concentrar en la búsqueda de inspiración e información para su nuevo libro, siendo esta vez una novela basada en aquellas épocas previas a Myr, cuando el mundo completo era precioso, y la sociedad no se mantenía escondida del caos en una pequeña isla flotante a cientos de metros de lo que ahora eran vestigios de una bella sociedad que acabo por consumir la hermosura de la tierra.

Los segundos pasaban volviéndose minutos, y los minutos a su vez se volvían horas, siendo las 22:30 cuando la menor había decidido darse un pequeño respiro, quitándose aquellos lentes que solía colocarse para leer, posando el quinto libro que había terminado en una pequeña pila a su derecha, apreciando otros tres libros más a la izquierda, aquellos que prontamente se pondría a indagar, pero entonces lo escucho, el ruido de un estante desmoronándose, llevándose en aquella destrucción unos cuantos libros. Sin pensarlo mucho Shiori se encamino al sitio del ruido, estando asediada de cerca por los sirvientes, pero eso a ella no le interesaba de momento, lo único que tenía en mente era si alguien había salido herido, porque para producir que aquel estante se movieran considerando el peso de este, era imposible que un insecto o ratón hubiera conseguido derribarle, quedando la opción de otro ser quien pudo, o bien tropezar, o tirarlo con toda la mala intención del mundo.


- ¿Hola? ¿Alguien se encuentra aquí? -su suave y dulce timbre vocal hizo eco en aquel sitio un tanto solitario, esperando escuchar alguna voz para brindarle su ayuda.

Volver arriba Ir abajo

Re: Una Noche En La Biblioteca [Priv Benjamin]

Mensaje por Benjamin Abelard el Sáb Nov 05, 2016 3:07 pm

Como un día relajante, decidiste durante la mañana pasar a la biblioteca; la razón de esto se debió a que te habían solicitado hace una semana el componer una melodía con una sutil canción para una especie de casa de terror. Habías buscado algunos libros para poder basarte en ello, una experiencia de mansión poseída, te gusta un poco el plano tétrico, además que no te dieron demasiado material. La tarde fue algo frustrante dado que no tenías demasiado material, lo cual adoras, porque si, frustrante pero exquisitamente genial, dejar las ideas fluir, creo incluso bailaste mientras reproducías tu producto final.

Cayendo la noche habías optado por llamar al cliente para otorgarle la melodía, cuando, como la mayoría de los clientes, optó por agregar información extra a necesitar en su pedido. Algo que bien te dijo podía retrasarse un poco dado el súbito cambio, pero al parecer la melodía ha de hacer mención a una criatura la cual es causante del terror; por lo visto será una de esas casas embrujadas con el plan típico de asesino o criatura desalmada buscando matarles. Oh cielos, que cliché tan viejo. Al menos lo que tenías podría haber servido un poco más. Revisando la hora te sorprendes un poco por ver que la noche cayó tan pronto, pero probablemente eso fue por dedicar tiempo en el entretenido proyecto; ahora solo... necesitarás tomar otras referencias. Habías notado algunas obras que iban en el aspecto del miedo a lo desconocido, no sirve. Es tan frustrante pero... está bien, cobrarás más por este problema extra.

Mirando la hora, más allá de las diez desde tu hogar no llegarías a tiempo así que optaste mejor por utilizar una vía más rápida. Diste un chasquido mientras un agujero aparecía frente tuyo, no te gusta transportarte de tan lejos. Es agotador en varios niveles, además, la precisión no es... bueno, es un problema.

Saltas al portal y queda dicho, no eres bueno para precisar tu ubicación a una dirección tan lejana, ese portal si te dolió atravesarlo y dudas poder hacer otro luego de un buen rato, pero el dolor no cesó en ese aspecto ya que cuando llegaste a la biblioteca chocaste sin más, casi de cara si no es que de cara completa contra uno de los estantes tambaleandolo por tu propio peso. Trastabillando y cayendo hacia atrás luego de eso mientras una cantidad bastante notoria de libros iba sobre ti una y otra y otra vez.

Fue doloroso en parte, nada del otro mundo pero acomodarlo será un problema realmente. Ahora, deberías levantarte, o tal vez dormir, no, levantarte... en un rato. Como se dijo, portales tan lejanos son agotadores y a ti realmente no te gusta gastar energías. Hubieras cerrado un rato los ojos y luego te hubieras levantado para trabajar pero...

"¿Hola? ¿Alguien se encuentra aquí?"

La voz de una mujer se escuchó mientras te levantabas para quedar sentado rodeado de todos los libros, no parecía que viniera aun así que..., bueno...

- No... no hay nadie aquí...

Pronuncias en respuesta a su pregunta.

Volver arriba Ir abajo

Re: Una Noche En La Biblioteca [Priv Benjamin]

Mensaje por Mukami Shiori el Miér Nov 16, 2016 5:26 am

La escena frente a sus ojos era un completo desastre, no había otra manera de describir lo que aquel lugar era pero, no espero que tal respuesta llegara a su pregunta sobre si había o no una persona atrapada en ese lugar. Normalmente frases como aquella, eran exquisitas para un prólogo de una buena historia, centrando a los protagonistas en una situación donde ninguno esperaba encontrarse, con un ser que seguramente era lo opuesto en personalidad y gustos, pero que al final terminaban entendiéndose para llevarse bien, formando una curiosa amistad.

Pero claro que todo eso, era solo ficción, era más común ver a las diferencias separando gente, no juntandolas, los encuentros esporádicos y por sobre todo, extraños, quedan relegados al olvido tras creer que el otro ser con quien uno se topó es la encarnación de la locura, prefiriendo mantener las distancias, todo para que la vida tal como se la conoce no se viera afectada. Aquella era la realidad, una que Shiori debería seguir al pie de la letra, porque no, no era un personaje de ficción, mucho menos una de las heroínas que solía inventar para sus relatos, ella era solo una muchacha que gastaba todo su tiempo libre en diversas actividades que no le representaran un verdadero riesgo, pero, aun así se aproximó al sitio desde donde la voz venia, notando una pierna salir de entre medio de la pila de libros, prácticamente era como una tumba literaria para el sujeto.


- Es curioso escuchar que un libro hable, sobre todo si este tiene piernas -intento ser un poco cómica, elevando unos pocos centímetros el pie del joven muchacho -cosa que determino por su voz- regresándolo con delicadeza al suelo, iniciando la excavación arqueológica, para desenterrarlo de aquella tumba - Vaya, para no ser nadie, o un libro... tienes una cara de humano demasiado particular -continuo con el ligero juego de palabras, enmudeciendo para acabar el trabajo, levantándose con lentitud del suelo, limpiando aquellas prendas que portaba ahora sucias con el polvo del suelo y los libros antes tocados. Solamente quedaba acomodar los estantes y claro está, volver a colocar la bibliografía en el sitio correspondiente, pero antes de tan siquiera poder emitir una palabra, el sonido de pasos acercarse llamo su atención, mismos que se detuvieron tan rápido como iniciaron. Para Shiori, aquel sonido seguramente se tratara de un sirviente de la mansión, quien preocupado de no verla había cambiado el sitio de vigilancia, pero conociéndole, mientras el varón desenterrado no atentara contra ella, no molestarían, o eso quería creer - Lamento no haberme presentado antes de desenterrarle, mi nombre es Shiori, es un placer... ¿Señor...? -dejo las palabras al viento, lo necesario para que el chico pudiera decir su nombre de desearlo, aunque claro, siempre estaba la opción B, mandarla por un caño.

Volver arriba Ir abajo

Re: Una Noche En La Biblioteca [Priv Benjamin]

Mensaje por Benjamin Abelard el Miér Nov 16, 2016 7:10 am

La voz parecía quedarse haciendo ver que tu respuesta de no haber nadie aquí no fue creíble, no esperabas que lo fuera en primer lugar. Comienzas a imaginar como sería un libro que hable, no se, probablemente sea algo demasiado bizarro a su manera. Mueves el libro que había sobre tu cara mientras dejas que tus ojos reciban la luz que pueda llegar a entrar desde donde estás, finalmente observas girando tu cabeza entre tantos libros a aquella chica mientras no parecía que hicieras un gran esfuerzo por levantarte. No era cómodo pero tampoco te ibas a quejar de la postura de estar rodeado de los de pasta dura, ojala hubieras tocado otro estante menos pesado.

"Vaya, para no ser nadie, o un libro... tienes una cara de humano demasiado particular"

Le observas bien mientras al escuchar su broma sonríes un poco, como un, pero que tenemos aquí, no esperabas dar con una chica a estas horas y en este preciso lugar. Te mantienes mirándole mientras dada la posición en la que estás ella pareciera estar de cabeza. Arqueando un poco una ceja mientras la notas apartar los libros, das una ligera sonrisa que pareciera que estás tomando esto como una situación recurrente - Me lo dicen bastante seguido, supongo tengo una de esas curiosas estructuras oseas - Dices pareciéndote más cómoda la vista desde donde te encontrabas y sin ánimos de moverte hasta que cierto sonido se escuchó, tal vez un guardia, ¿Vigilante? Rara vez estás en una biblioteca a estas horas, no tienes de como va todo eso pero has visto muchas películas, generalmente no debería haber nadie tan tan tan tarde, pero si, deberías haber revisado bien el horario del lugar en primer lugar.

"Lamento no haberme presentado antes de desenterrarle, mi nombre es Shiori, es un placer... ¿Señor...?"


La presentación no podría faltar y optas por levantarte mientras notas que algunos libros más caen, probablemente de aquellos que cayeron sobre ti y entraron en la chaqueta abierta, al ponerte de pie agitas un poco la chaqueta como si de la nada fueran a caer más libros, pero eso parece ser todo. Colocas tus manos dentro de los bolsillos antes de observar a la, no se, ¿Bibliotecaria? - Un gusto, amiga. Puedes decirme Ben si gustas, disculpa el inconveniente de los libros, igual pensaba encargarme de ello - Algún día. Si no te ven no es delito, si no te ven no es delito, si, probablemente de eso vaya todo el asunto. Te inclinas un poco simulando un saludo formar pero bastante, bastante informal. Esa expresión de calma parecía quedarse dado que tus ojos estaban ligeramente caídos, como si no estuvieran en su totalidad abiertos, tal vez pareciera incluso que así quedarían mientras acompañabas esa sonrisa que parecía parte de tu rostro la cual parecía abierta hasta que la cerraras sin borrar la expresión inclinando un poco tu cabeza en dirección al sonido de pasos que generalmente ibas escuchando - No pensaba encontrar a alguien a esta hora aquí - Dices dado que mínimo, hay 3 personas contándote en este lugar. Te inclinas a levantar uno de los tantos libros que se hallaban aun en el suelo, aunque por tu parte, lo hacías con bastante lentitud como si todavía te tomaras tu tiempo para colocar un solo tomo de tal. Levantarías alrededor de unos 4 antes de pasar de ello y en su lugar comenzar a buscar el libro que necesitabas. Ignorabas el acercamiento mientras mirabas con cierta curiosidad hasta tomar un libro de referencia, al menos por el título "Psicópata", lo tomaste para darle una ojeada, sin duda es uno de esos conocimientos bastante generales pero leer la contraportada ayudaría. Ignoraste unos momentos a la chica mientras observabas con cierta velocidad ese pequeño texto para finalmente cerrarlo de golpe luego de ello, ok, interesante pero no es suficiente, necesitarías algo mejor, aunque... - Hmm... - Podrías preguntarle pero el sonido se hacía cercano así que en cuidado de no tratarse de algún guardia que venga a causar problemas te inclinaste un poco mientras caminabas hacia atrás - Shhh - Dijiste con cuidado como si realmente fuera a servir de algo mientras guardabas el libro en el interior de la chaqueta mientras caminabas hacia atrás retrocediendo lentamente, muy... lentamente, al menos lo suficientemente rápido para evitar al 3er visitante.

Volver arriba Ir abajo

Re: Una Noche En La Biblioteca [Priv Benjamin]

Mensaje por Mukami Shiori el Vie Dic 16, 2016 5:16 am

El aroma a polvo empezaba a inundar el ambiente, el fresco del clima exterior hacia mella en el cuerpo de más de una persona en aquel recinto, pero para un ser como Shiori eso no significaba nada, porque alguien que podría decirse era un muerto vivo que se alimentaba de sangre, no podría siquiera quejarse de las molestias que a un humano normal si le aquejarían, pero, este no era el caso de momento, lo único que ahora importaba era el joven que estaba sepultado bajo aquellos libros que lentamente la fémina había empezado a quitar.

Pero, una vez todo fue retirado y las presentaciones de hicieron de manera adecuada, Shiori empezó a sospechar que el joven de nombre Ben, según lo que ella comprendió, parecía creerla alguien que solo se le acerco porque era su trabajar el estar en la biblioteca, o de lo contrario, no le hubiera ignorado para leer el primer libro que se le hizo interesante, o quizás lo estaba pensando mucho. Fuera como fuese, el varón tras oír pasos acercarse, empezó a inmiscuirse en la oscuridad, buscando no ser visto por quien Shiori luego supo -tras verle claro está -era uno de aquellos quienes trabajaban para resguardar su integridad física. La joven rubio no demoro mucho en verle, interrogándole suavemente sobre qué estaba haciendo en aquel lugar, ya que, a su parecer no era necesario que le siguieran tan fervientemente, pero claro, la pila de libros y estantes que los contenían, estando tirados tras su espalda, parecía darle una impresión diferente, pero al mismo tiempo para no desobedecer a la señorita de su casa, termino por aceptar guardando distancia, mas no perdiéndola al 100% de vista.


- A veces creo, que tanta seguridad, será la que me pondrá en riesgo -un largo suspiro sucedió a sus palabras, seguido de los cortos pero precisos pasos de la joven dama hacia el lugar donde el albino había decidido marcharse - No deberías preocuparte -inicio, mirándole con detenimiento - Si estabas escondiéndote de quien se nos acercaba, puedes estar seguro de que no te hará daño -completo, llegando a acomodar su espalda en un pilar de aquel sitio, mismo que daba un ambiente más anticuado a esa zona de la biblioteca, como si estuvieran dentro de un castillo medieval, o al menos a la fémina le gustaba pensar en ello - Puede decirse que es un conocido mío... sin embargo dime ¿Estás buscando algo en específico aquí? -realmente se aburría un poco de tanta soledad, por ello, una buena platica y una ayuda ocasional con un desconocido no eran mala idea, al menos eso creía ella - Si es así, puedo ayudarte, conozco este lugar como la palma de mi mano -afirmo segura de sí, empezando a caminar, debiendo atravesar las sombras que cubrían al albino, antes de continuar con su andar - Del libro que tomaste hace un momento, existen muchos ejemplares con una temática similar y aún más profunda, pero, no se encuentran en esta sección, incluso me sorprende que hallaras ese, creo que se confundieron de locación -sin más demora, Shiori inicio de nuevo la caminata, dirigiéndose a la zona donde ella estaba más que segura encontraría la lectura, dejando aquel desastre tras sus espaldas, no porque fuese haragana, sino que, estaba más que segura que podría regresar y ordenar antes de que la biblioteca cerrada y nadie se diera cuenta de lo que paso, principalmente porque ese sitio era muy poco visitado - ¿Vienes? -insto mirándole sobre su hombro, antes de señalar los libros que dejaban atrás - No te preocupes, ninguno está roto, y quedaron bien acomodados en el suelo, mientras te los iba quitando así que sus hojas no se dañaran, volveremos rápido, así podremos dejar todo tal cual estaba -tras asegurarlo, continuo con su andar, esperando que su nuevo conocido le siguiera, a una zona aún más apartada del recinto, donde seguramente decenas de pequeños arácnidos les estarían esperando.

Volver arriba Ir abajo

Re: Una Noche En La Biblioteca [Priv Benjamin]

Mensaje por Benjamin Abelard el Miér Dic 21, 2016 2:08 am

Con cuidado, atento, notas que ella misma parece conocer al 3er invitado. Ligeramente dudoso de la relación de estas dos personas en este lugar, cuando ella vuelve a dirigirse hacia ti habla de preocupación y más que otro, sobre que este seguro que esa persona no me haría daño - Oh, no lo pensé - Le dijiste más que nada como una respuesta sobre si estabas pensando que te haría daño. Saliste luego de ello, ibas a recoger los libros faltantes pero por lo que oíste no había prisa. Mejo para ti, de paso te recuperas más rápido.

Das un bostezo al escucharle, no es que tengas sueño, es más como... tu estado natural - Bueno..., busco inspiración; creo necesitare algo que me sirva tipo asesino serial o monstruo aterrador, plan de ello en parte, cosas de trabajo, igualmente disculpa el desorden - Dices mientras miras los libros de un lado a otro pero realmente no hay nada interesante o llamativo de manera extra. Al ofrecerse de guía simplemente fue como un - Eso suena genial - Y lo dijiste con ese aire que directamente ibas a abrazarla, siempre has sido afectuoso con quienes son amables sin esperar nada a cambio. Ya no hay gente así, simplemente hermoso en parte, además que parece agradable por su tono de voz.

Intentas mirar si había algo más pero parecía tener razón de ello por lo menos, le fuiste siguiendo luego que ella comenzase a avanzar, poco a poco se veía un ligero cambio en el ambiente, incluso viste una esquina de un estante con la típica telaraña curiosamente bien hecha; habían varias no muy detalladas pero esa si era buena, al punto de solo acercarte y tocarla. Y vamos, ¿No hay una araña por aquí? Rascas tu cabeza pensando a donde pretende llevarte para ser más específicos - Bueno, eso fue de mi parte, ¿Y tu tienes una razón en especial para estar aquí..., eh... Shiori...? - Le preguntas mientras miras luego cambias un poco tu tono de voz luego de la siguiente pregunta - ¿Y quién eres? - Entendiste algo sobre, al menos una idea, respecto a lo que alcanzaste a deducir de su encuentro previo con este 3er invitado que no se ha presentado contigo. Y de lo que entiendes, es una pregunta válida pues tampoco por muy despreocupado que seas, vas a ser así todo el tiempo aun si no sabes realmente como van las cosas más allá de una "guía" amable.

Volver arriba Ir abajo

Re: Una Noche En La Biblioteca [Priv Benjamin]

Mensaje por Mukami Shiori el Sáb Ene 14, 2017 10:28 am

Finalmente todo parecía haberse tranquilizado, todo estaba teniendo un cierto orden natural que conseguía la calma que antes había reinado en la biblioteca, mucho antes de que los estantes cayeran o que incluso los guaridas de la vampiro se hubieran hecho presentes. Las pocas palabras que la rubia dama expresaba parecían bastar para iniciar nuevamente su pequeña aventura literaria, siendo seguida de cerca por el varón de blanquecinos cabellos a quien no terminaba de entender, por un lado parecía ser completamente despreocupado y por el otro actuaba como si se conocieran de toda la vida, cosa que Shiori no sabía bien cómo interpretar, quizás era ella la extraña, puede que todo el mundo fuese como el tal Benjamin, pero la joven no lo estuviera comprendiendo al haberse criado de la manera en que lo hizo, completamente apartada del mundo, custodiada como una princesa en la torre más alta de cualquier castillo, resguardada por cientos de pequeños dragones en espera de poder liberarse.


- ¿Inspiración? -su voz era curiosa, esas palabras le estaban recordando al motivo por el cual ella misma había ido a la biblioteca, pero no pensaba que aquel acto fuer normal en otras personas, además ¿Qué tipo de inspiración necesitaba Benjamin? Si bien había captado el tipo de literatura que necesitaba, el leerla para inspirarse podría ser en miles y miles de modos, desde crear un gran holocausto en base a los mejores asesinos de la sociedad, hacer un reporte para alguna tarea escolar, o ser como ella, un escritor en búsqueda de nuevos mundos que plasmar en papel - También busco algo de inspiración, pero creo que no es la misma que tu -sus pasos se detuvieron, haciéndose a un lado para que el chico pudiera contemplar el amplio estante posado frente a ellos, en el cual los mejores títulos sobre el género del horror, terror, policiaco, y demás se encontraban - Aquí puedes encontrar todo lo que necesites... y respecto a tu pregunta sobre mí, creía que ya te lo había dicho -ladeo su cabeza curiosa, él la llamo por su nombre, entonces se suponía que ya se había presentado adecuadamente - Mi nombre es Shiori Mukami, trabajo como escritora y esta biblioteca es una gran fuente de inspiración para mí, por ello la conozco como la palma de mi mano ¿Y tú? -nuevamente las preguntas estaban siendo desviadas a la persona contraria, intentando averiguar más sobre él - ¿Para que necesitas la inspiración? ¿También eres escritor o le necesitas para otra cosa? -bien decían que la inspiración mataba al gato, y eso podría pasar con Shiori aun cuando más bien ingresara en la especie de los murciélagos, pero para alguien tan curiosa, tan imaginativa y necesitaba de sabiduría, aun cuando fuera la mas básica, ese tipo de cosas no importaban, todo era válido con tal de tener un poco más de conocimiento a su disposición - Si es escritor, quizás ya leí alguna de sus obras, si no es así, prometo hacerlo, seguramente es bastante bueno -su mente volaba, sus ideas intentaban empezar a fluir de nuevo, y sus manos tamborileaban suavemente sobre la mesa frente a la cual se había sentado, esperando que el chico tuviera los libros que necesitara. Deseaba nuevamente escribir, sentarse frente a su computadora, máquina de escribir o una libreta, cualquier cosa era buena, incluso lo grabaría en su propia mente de ser necesario, pero, la historia empezaba a formarse y su musa no debía marcharse sin importar nada - ¿Tiene algo, con que escribir?

Volver arriba Ir abajo

Re: Una Noche En La Biblioteca [Priv Benjamin]

Mensaje por Benjamin Abelard el Mar Ene 17, 2017 11:12 pm

Sospechoso... sospechoso..., no, la verdad no. Vino por inspiración, entonces, supongo la estás molestando, eso no es del todo agradable, eso o es demasiado amable. Realmente no sabes que pensar de su acción, es como decir, tu no te imaginas capaz de hacer algo como eso y ella vino y lo hizo. Es tan... dificil de poder decir lo que uno es capaz de todos modos.


-Nop, tu me dijiste tu nombre. Nunca me dijiste quien eres, ahora ya lo hs hecho - Dices en mención de lo dicho mientras movías tu mano y esta se enredaba con una telaraña al paso. No hubiera sido problema si no fuera porque luego de ello un pequeño aracnido se unió al viaje, haciendo que agitaras con fuerza el brazo con el fin de poder deshacerte de ella. Ignorando ese pequeño evento, nunca se te ha dado ser el suertudo para estas cosas, ahora ella vuelve a dirigirse hacia ti con las mismas cuestiones, copiona, dirías si fueras un poco infantil respecto a esa forma de voltear las duda ahora hacia ti. Hiciste un gesto de ligera indiferencia con los hombros y brazos mientra la telaraña aun colgaba de tu brazo - Bueno, yo soy un compositor. Ya sabes, hago músicas de fondo y también escribo letras para canciones. Nada demasiado especial, mira que conocer a una escritora. Te pediría autografiaras mi libro pero la verdad no tengo ninguno que hayas escrito - Dices ignorando realmente que clase de obra pudo haber hecho. Tal vez un libro de chistes, no, recordarías el nombre.

Entre las muchas cosas que comenzó a decir, el que conociera toda la biblioteca era asunto de salvar vidas, aunque principalmente porque una persona viva es mucho mejor que solo tu propia perspectiva - Por supuesto tengo donde escribir, aunque la verdad casi nunca lo necesito, ya sabes - Apunta a su cabeza - A veces las cosas pueden quedarse realmente firmes al menos durante esos instantes, y prolongarlos se vuelve bastante agradable. Realmente he estado tratando de componer una melodía, una historia que pueda acompañarla y que no necesite más allá de la comprensión de que personaje es para poder entender lo que ocurre. Simpatizar, empatizar, y a la vez quiero producir el adecuado sentimiento de miedo infundido con cada verso.

Tocas tu garganta un poco soltando un ligero verso, ♫do you think i should talk to them?
THEY ALL HATE YOU, ANYWAY...should i be helping out? WILL YOU BE FUCKING UP?... i want to have knowledge... YOURE BLIND TO IT, ANYWAY. ♪ Volviste a acomodar tu garganta soltando luego un - Ejem, con música se escucharía mejor. Además, no puedo decir que está bien, le falta sentimiento, quiero que de solo escucharlo puedan imaginar la escena, puedan recrear el sentimiento y se vean allí, con el, ¿Suena raro de escuchar? - Dices porque sientes algo de pena al emocionarte un poco sobre ello..., y..., hmmm... - ¿Es idea mia o te calló una araña a la cabeza? - ¿Idea tuya o exageraste al agitar el brazo hace rato?

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.